Testigos milenarios, ¿Por qué cuidar los árboles monumentales?

Published On 7 abril, 2021 | By Fulloutdoor |

Fotografías: @parqueconguillio – @xxxmartona en Pinterest – Patricia Cardenas (@fotografiapatriciacardenas )

Fascinantes, impresionantes e importantes para la conservación del medio ambiente. Conoce qué son los árboles monumentales y por qué se deben proteger.

Impresionantes a la vista, se pierden en el cielo y fascinan a sus visitantes. Los árboles monumentales no son solo importantes atractivos turísticos sino también pieza clave de la conservación de espacios de naturaleza. ¿Por qué protegerlos?

Lo primero es entender qué son árboles monumentales. Bosque Ciencia presentó el texto: “Árboles monumentales: un patrimonio natural no reconocido en Chile”.

En ella se plantea que estos superan los 50 metros de altura y 2,5 de diámetro de tronco. Esta medida tomada sobre los 13 metros de altura.

Pero el valor de estos, que les da el término de “monumento”, no se queda solo en su excepcional tamaño, sino por su rol en la conservación según plantea el autor Álvaro Gutiérrez.

“La palabra ‘monumento’ se  incorpora  en  esta definición  haciendo referencia  a un árbol  que  posee  singularidad  por su  tamaño  excepcional (gigante), que tiene valor artístico, utilidad para la historia, de gran belleza, o un individuo que toma bajo su protección el Estado”, escribe Gutiérrez.

Los árboles monumentales son mucho más que árboles gigantes, poseen un rol para la naturaleza, medio ambiente y turismo
El Abuelo, un alerce gigante del Parque Nacional Alerce Andino .

¿Por qué proteger los árboles monumentales?

El Instituto Milenio de Biología Integrativa creó la plataforma “Habitantes Monumentales”, en ella se detalla un poco de la importancia que tienen los árboles monumentales para la biodiversidad y desde un punto de vista ecológico.

Sus largas raíces permiten conseguir nutrientes y agua desde muy profundo en la tierra, lo que permite extraerlos a la superficie y posicionar estos para el uso de otras especies, promoviendo su formación.

Además, en la misma línea, al facilitar la entrega de nutrientes en la tierra y cerca de sus raíces, permite la proliferación de especies de flora, fauna y reino fungi. Cabe destacar que la importancia de las interrelaciones los convierte en más resilientes.

Los árboles monumentales actúan como una gran reserva para absorber dióxido de carbono. Pueden llegar a almacenar hasta 30 toneladas de este gas de efecto invernadero.

La publicación de iBio destaca su rol para entender la historia del clima y los fenómenos naturales por los que ha pasado el bosque. El gran valor del conocimiento ecológico se debe a la cantidad de años que pueden vivir.

Por ejemplo, Monumental Trees, plataforma dedicada a catalogar y entregar información de árboles monumentales a lo largo del mundo, destaca la presencia de “El Abuelo”, un alerce ubicado en La Unión que supera los 3025 años de edad.

Los árboles monumentales son mucho más que árboles gigantes, poseen un rol para la naturaleza, medio ambiente y turismo
La Araucaria Madre del Parque Conguillio

La población de estos continúa disminuyendo a nivel mundial, siendo Chile no una excepción. Los árboles monumentales, que forman parte del patrimonio bio-cultural, cada vez más van dejando nuestros paisajes donde reinaban por su altura.

La misma plataforma de Monumental Trees, destaca la altura del alerce apodado como “Catedral”, por sus 54,10 metros de altura que gobiernan en el Parque Nacional Alerce Andino.

Si bien sus conexiones con las diferentes especies, permiten que puedan sobrepasar diferentes dificultades, el avance e impacto del ser humano ha generado su reducción.

El académico del Departamento de Ciencias Ambientales y Recursos Naturales Universidad de Chile y socio de AIFBN, Álvaro Gutiérrez, publicó una columna en El Mostrador respecto del estado de la conservación de los árboles monumentales.

“Chile tiene una deuda con su patrimonio natural, y la pérdida de árboles monumentales es un ejemplo de ella. La continua destrucción y degradación de los bosques nativos del país pone en riesgo la persistencia”, comenta Gutiérrez. 

Si bien hay especies como la araucaria y el alerce que ya fueron declarados como monumentos naturales, particularmente no se ha hecho hincapié en los árboles monumentales.

Estos árboles son más que solo unos rascacielos naturales, son focos de vida tanto para el medio ambiente como para el turismo. Es por esto que se deben proteger.

Si te gustó este contenido, también te puede interesar nuestro artículo conmemorativo del Día Mundial de los bosques, ¿qué son y cuál es su importancia?

Like this Article? Share it!

Comments are closed.