La sandía, el fruto veraniego que ayuda a tu organismo

Published On 31 enero, 2021 | By Fulloutdoor |

Fotografía: freestocks.org en Pexels

Desintoxicar, hidratar e, incluso, ayudar a perder peso, estos son algunos de los beneficios que entrega la sandía

Un clásico del verano en gran parte del país, las sandías son una dulce y refrescante fruta que está compuesta casi en un 90% por agua, lo que la convierte en una aliada para combatir las calurosas jornadas veraniegas.

Pertenece a la familia botánica Cucurbitaceae, y ofrece múltiples beneficios y propiedades para la salud. Si bien para algunas personas esta fruta sólo contendría agua y azúcar, la realidad es que posee gran cantidad de nutrientes, proporcionando vitaminas, minerales y antioxidantes.

En materia de nutrientes, por ejemplo, la sandía posee vitaminas como la A,B y C. En materia de minerales, destaca la presencia del potasio, magnesio, manganeso, hierro y fósforo. Esto, sumados a otros, ayudan a regular el organismo y el sistema inmunológico.

La sandía puede ayudar a tu corazón, gracias a que contiene licopeno. Este componente  antioxidante le da su color a esta fruta, y hace famosa a la sandía por su presencia. Esta, a su vez, puede ayudar a proteger tu sistema cardiaco. Además, posee un efecto de vasodilatación, lo que permite un incremento del flujo sanguíneo.

Mediante un estudio realizado por la American Journal of Hypertension, encontró que el consumo de suplementos con extractos de sandía tuvo un efecto positivo para reducir la presión arterial en tobillos, presión arterial braquial y presión de la carótida  en el caso de adultos con obesidad.

El contenido de vitamina C que posee esta fruta puede aportar al sistema inmunológico, por tanto, ayuda a proteger nuestro organismo de los resfriados. Además, mantiene de forma regulada el impacto en las células, previniendo enfermedades por daño celular.

Los beneficios de la vitamina C continúan, esto porque tiene un papel en aumentar la efectividad en la curación de heridas según numerosos estudios. Esto porque, según señalan, es esencial para la formación de tejido nuevo. En definitiva la sandía ayuda a la cicatrización y curación de heridas.

La sandía, por su contenido de licopeno, es importante para nuestra salud ósea. Esto porque reduce el estrés oxidativo que normalmente afecta la labor de osteoblastos y osteoclastos.

Adicionalmente al efecto del licopeno dietético, la sandía es  rica en potasio, lo que ayuda a retener el calcio en el cuerpo, dando como resultado hueso y articulaciones más saludables.

Dentro de los componentes de la sandía está la citrulina, que es un compuesto que ayuda a reducir la acumulación de grasa de nuestras células. Este aminoácido, al ser consumido se convierte en arginina, con la ayuda de los riñones. Al consumir citrulina, se bloque la actividad de TNAP, lo que genera que se produzca menos tejido graso, ayudando a prevenir la acumulación de excesiva grasa corporal.

Si bien en menor cantidad que otras frutas, la sandía posee un alto contenido en fibra. Esto ayuda a regular el aparato digestivo, previene el estreñimiento y nos ayuda a sentirnos mejor digestivamente.

La sandía es una gran fuente de beta caroteno, lo que se convierte en vitamina A. Esto ayuda a producir los pigmentos en la retina del ojo y protege contra la degeneración ligada a la edad.

La sandía, además de su alto contenido de agua, aumenta el flujo de orina y protege los riñones. De la misma forma, ayuda al proceso de eliminación de amoniaco por parte del hígado. Así que además de ayudarte a perder peso evitando la producción de tejido graso, ayuda a perder peso eliminando exceso de líquido.

Posee un efecto antioxidante, esto gracias a la presencia de compuestos fenólicos, como los flavonoides, carotenoides y triterpenoides. Por su parte, el licopeno carotenoide de esta fruta ayuda a reducir la inflamación y a neutralizar los radicales libres.

Si buscas más información respecto de alimentos que puedas incorporar en tu dieta, te dejamos recomendado a revisar nuestros artículos sobre el kiwi y la naranja, ambos altos en vitamina C. Además, en fechas de alto calor como las que estamos viviendo, recordamos la importancia de mantenerse hidratado.

Como siempre en FullOutdoor te recomendamos que, antes de realizar cualquier cambio brusco respecto de la alimentación, converses con un especialista que te pueda asesorar para obtener los beneficios de los alimentos sin arriesgar efectos secundarios.

Like this Article? Share it!

Comments are closed.