3 lugares para pedalear por Santiago.

Published On 25 Octubre, 2020 | By Fulloutdoor |

Fotografía: Daniel Frank Pexels

Ya sea porque quieres salir a hacer ejercicio o solamente con el fin de pasear por la ciudad, la bicicleta es una excelente opción para recorrer. En FullOutdoor conversamos con Susan Barraza, la destacada ciclista nacional, quien nos recomendó 3 de sus lugares favoritos de la ciudad para visitar pedaleando.

Los lugares son de dificultades diferentes, pensados tanto para aquellos que comienzan en este deporte como para los que son más experimentados y quieren nuevos desafíos.

  1. El Cajón del Maipo:

Si eres alguien acostumbrado/a a recorrer grandes distancias por la ciudad, una buena opción para pedalear se encuentra en el Cajón del Maipo. Una ruta junto al rio Maipo, los cerros y la hermosa vegetación.

Este sector tiene la característica de ser el inicio de muchas otras posibles rutas, algunas de mayor dificultad que otras pero que están cerca del camino inicial.

La forma de llegar es tomar la Avenida Américo Vespucio con dirección sur hasta llegar a Departamental. Desde ahí debes tomar la calle Avenida La Florida y continuar sin virar hasta llegar al sector Las Vizcachas, que está de camino hacia la cordillera.

La travesía continúa, ahora el camino se pone un poco más empinado pues la ruta por el Camino el Volcán comienza. Debes seguir por la calle Camino el Volcán en todo momento hasta llegar al cruce con el rio Colorado.

Es en este lugar donde podrás decidir tomar la ruta hacia El Alfalfal, o seguir derecho pasando San José de Maipo con dirección hacia San Gabriel, lugar de la ruta hacia Baños Morales.

Esta ruta es una de las favoritas de la destacada ciclista nacional Susan Barraza, quien nos cuenta las múltiples posibilidades de rutas a tomar: “podemos ir hacia el Alfalfal o tomar el Camino el Toyo, podemos también subir hacia Baños Morales, hacia el Embalse el Yeso o Lagunilla, todas esas rutas se pueden hacer partiendo desde las Vizcachas y por ser cemento son bastante amigables para cualquiera”, explica.

De presentarse como un desafío muy grande, Susan nos recomienda tomar la ruta hacia Pirque, pues es un camino menos empinado y aún más agradable de transitar.

  • Camino a Farellones:

Aumentamos un poco la dificultad en esta oportunidad para invitarlos a subir el Camino a Farellones. Una ruta que para los profesionales toma 1 hora y media, pero para un moral puede llegar a tomar 3 horas.

Aquí hay varios desafíos, se puede llegar hasta el control de carabineros pasando por el Filón del Diablo, seguir hasta Yerba Loca, más arriba a Farellones e incluso Valle Nevado para los más osados.

La forma de llegar es subir por Avenida Las Condes hasta llegar a la altura 14.000, aquí encontraremos una bomba de servicio Shell que divide el camino cuya ruta derecha nos lleva por el Camino a Farellones.

A diferencia de la ruta del Cajón de Maipo, el Camino a Farellones tiene menos desvíos por lo que seguir la ruta será más fácil, pero será más empinada. A partir del puente Ñilhue comienza el primer desafío: una subida empinada de 700 metros. Luego 2 kilómetros más “relajados”, pero aún en subida seguido por otro kilómetro de gran inclinación hasta llegar al sector de la Ermita y el Filón de Diablo.

Después de pasar el control de carabineros el camino hacia Corral Quemado se hace relativamente más fácil. Hasta ahora llevamos 16 kilómetros y estamos a una altura de 1.350 metros.

400 metros después, pasando el estero Manzanillo, empiezan las curvas hacia Farellones a mano derecha, mientras que hacia la izquierda está el camino hacia la mina Disputada.

A partir de ahí comienzan 40 curvas muy duras, pero que al llegar al final todo habrá valido la pena. Habremos recorrido 31 kilómetros y estamos a una altura de 2.300 metros. Para quienes aún tienen energía se puede seguir subiendo 14 kilómetros hasta Valle Nevado, a 3.000 metros de altura.

Para Susan Barraza esta ruta es la más complicada y dura de realizar, tanto por su inclinación como por su recorrido. Recomienda siempre transitar con cuidado. “Es bien amigable la ruta, aunque un poco dura, y en general los automovilistas están acostumbrados a encontrar ciclistas, lo que la hace más amigable para nosotros”, comenta.

  • Cerro San Cristóbal.

“Y por último nuestro San Cristóbal”, dice riendo Susan. “A pesar de ser una ruta corta tiene mucho cemento y es muy amigable. Sino es hacia la virgen se puede ir hacia el sector de la Pirámide y se puede estar dando vueltas por ahí. Tiene mucha sombra, que se agradece en estos tiempos que el sol empieza a pegar más fuerte. El San Cristóbal siempre salva pues está más cerca para la mayoría de los que viven en Santiago”.

Existen 3 rutas para subir el cerro:

Primero la ruta de la Pirámide, cuyo acceso está por extremo norte del Parque Metropolitano. Esta es la ruta menos empinada, pero más extensa.

Segundo la ruta por Pio Nono, se accede por Pionono 450 y es la ruta más empinada y con más curvas.

Y tercero, pero no menos importante, la ruta por Pedro de Valdivia, que es la más popular y transitada de las 3, es menos trayecto que la primera y menos exigente que la segunda.

Recomendaciones:

Susan nos recomienda planificar bien las rutas. Dentro de las cosas que prefiere es comenzar temprano, llevar agua y efectivo. Efectivo para comprar algo por el camino en sectores donde a veces no aceptan tarjeta. Y agua porque con el esfuerzo físico será vital.

“Depende de las horas de pedaleo, pero la bicicleta generalmente tiene espacio para dos botellas de 750 cc. Siempre con agua o isotónicos. Siempre trato de prever si hay un negocio en el camino para abastecerme. También llevo siempre una cámara de repuesto, un bombín y un desmontador para salvar y poder seguir pedaleando en caso de cualquier cosa”, aconseja Susan Barraza.

Nosotros recomendamos bajar siempre con ambas manos en los frenos, abrigados y con cuidado de las manchas de aceite o maicillo suelto en el camino. También recordamos siempre utilizar casco, ropa cómoda y calzado adecuado.

¡Que disfruten el viaje!

Like this Article? Share it!

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *