Las otras cumbres de Cochamó

Published On 3 Mayo, 2017 | By Fulloutdoor |

En la Región de Los Lagos a unos 93km por la Ruta 225 y V69, se encuentra el Estuario de Reloncaví. Brazo de mar al que confluyen los ríos Petrohué, Cochamó y Puelo respectivamente.

Texto y fotos por Cristian Silva.

El cerro La Ballena está ubicado en un punto que pareciera estratégico del estuario del Reloncaví, sobre los poblados de La Lobada y Pucheguin a unos 10km del pueblo de Cochamó. Se levanta a 1536mts sobre el nivel del mar, como eje de este fiordo que tiene la particularidad de ser el primero de la Patagonia.

Esta zona al ser una alternativa a la Carretera Austral en su primer tramo, por años no entraba en lo que son las rutas tradicionales de turismo del sur de Chile. En los últimos años producto de la apertura de rutas de escalada en el valle de Cochamó, el sector ha experimentado un aumento radical en la cantidad de turistas que llegan a la comuna. En principio eran solo escaladores, hoy en día el turismo es más diverso y se ha convertido en un punto de interés para el turismo aventura a nivel nacional e internacional.

Trekking La Lobada 

Esta ruta tiene la particularidad de ser exclusiva, ya que gran parte del sendero se encuentra en un terreno privado, propiedad de la familia de nuestro guía. Esto sumado a lo complejo del asenso, hacen imperativo subir con quien hizo la ruta y la conoce a la perfección. Como anécdota, en algunos tramos de la ruta  algunos nos aventurábamos a adelantarnos al grupo para avanzar, y nos encontrábamos con muchas opciones de perder el rumbo, dadas las características del terreno y del sendero en sí. Jorge Torres es la persona que nos acompaña en este ascenso al cerro central del estuario del Reloncaví.4

El hacer este trekking con alguien nacido y criado en el mismo cerro, le da un carácter único a la ruta, algo que solamente entrega el turismo rural, y diferencia este tour de los otros puntos de interés de la zona como son el Valle de la Junta y la cuenca del Rio Puelo, los que experimentan un boom turístico por estos días.

Este trekking pasa de ser una simple caminata, y se convierte en una experiencia autentica guiada por Jorge Torres, quien está feliz de compartir la experiencia de vivir en un lugar así.

La caminata la comenzamos a las 6am en punto, al nivel del mar donde se juntan el Rio Cochamó y el estuario del Reloncaví. Después de una compleja e intensa subida de una hora, marcada por la roca húmeda y pendientes que hacen usar piernas y manos a momentos, se logra una altura de 400mts, donde ya la vista se torna increíble. A esta altura se encuentran los hogares de Jorge y su familia. Aquí hay posibilidad de alojamiento, comida, y experimentar  tareas del campo como ordeñar una vaca o recolectar huevos de gallina, entre otras cosas.

Durante el ascenso Jorge nos comenta que le gusta la posibilidad que tiene de filtrar el flujo de turistas a su ruta, que si bien le gusta vivir del turismo, no lo pone por sobre la tranquilidad con la que cuenta el lugar y que además si se dedicara de lleno al turismo no tendría tiempo para sus quehaceres diarios del campo. De hecho organiza las subidas al cerro dependiendo de sus tareas domésticas. No quiere que el Cerro La Ballena experimente el auge que tiene La Junta. Se toma con cautela la alta cantidad de turistas, dice.2

Cerro La Ballena

Desde el punto de partida a nivel del mar hasta la cumbre del cerro, la caminata tiene una duración de 6 horas a un ritmo medio. Desde el campo de la familia Torres donde estamos ahora, nos restan 5 Horas. Las que comienzan con un zigzag en un terreno abierto y nos hacen ganar unos 150mts mas de altura en un periodo muy corto (45min) que culminan con un leve descanso a los pies de una antena repetidora, una estructura de unos 10mts de alto, la que es visible desde cualquier punto del estuario cuando uno está en tierra.

A pesar de lo tupido del bosque, la ruta regala vistas espectaculares en los momentos precisos, cada vez que  comenzábamos a acostumbrarnos a lo infinito del bosque nativo, compuesto de Coigues, Alerces, y más arriba Lengas, siempre se presentaban claros en el camino que nos regalaban postales increíbles y cada vez más  vertiginosas.

Más arriba y como es costumbre, superando ya los 1000mts de altura, comienza a ser menos espeso el trayecto, el bosque se hace más bajo, reduciéndose a Lengas tipo arbusto y el terreno más pedregoso, todo esto culminando con una última subida: la cumbre. Una formación rocosa de unos 40mts de alto con piedra suelta y algo de arenal, en una pendiente de unos 70°, lo que nos hace utilizar las ultimas reservas de energía que nos quedan tras 6 horas de intensa e ininterrumpida caminata.3

El ascenso es desde atrás del cerro, lo que hace que al alcanzar la cima aparezca ante nosotros  y bajo nuestros pies, la totalidad del Estuario del Reloncaví. En un segundo tienes a disposición una panorámica difícilmente igualada.  Hacia el sur en los faldeos del volcán Yates ves la entrada del mar que forma el fiordo, hacia el norte divisas con  claridad los volcanes Osorno, Puntiagudo y Tronador.

Atravesando el estuario se ve el Lago Chapo que a pesar de ser un lago cordillerano, en esta ocasión está muy por debajo de nosotros, y a nuestras espaldas todo un cordón montañoso que minimiza nuestra hazaña, lleno de cerros tan atractivos como La Ballena lo que muestra la riqueza en paisaje de esta zona de Chile, cada vez más conocida y donde queda aún muchísimo por explorar.

Lee también: Runology: Corriendo es la excusa, viajando es la forma.

Like this Article? Share it!

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *