A pedal por Tierras Australes

27 marzo, 2019 | Por: Fulloutdoor

Revive la experiencia de atravesar las inhóspitas tierras de la Patagonia y descubre una de las carreras más técnicas del Mountain Bike.

Por Paolo Ávila.

En menos de lo que me doy cuenta, me encuentro viajando raudo por los cielos propios de la Patagonia, en dirección a la carrera del verano “Terra Australis”, que busca convocar a los expositores del Mountain Bike nacional e internacional que posean la destreza para pedalear por estas inhóspitas tierras, conformadas por senderos y bosques que exigen completar un reto de 4 días; con un primer día como prólogo y los restantes, con variadas rutas que se mezclan con ríos, quebradas y bosques muertos hace cientos de años.

Aterrizo en la loza del aeropuerto, diseñando ya en mi mente, los sonidos de cadenas en movimiento, de pedales en cadencia y de jadeos silenciosos de cada corredor tratando de dar su esfuerzo hasta el final, y entre medio de centenares de árboles que los miran tranquilos, como seres que tratan de demostrar a alguien o a ellos mismos, que son capaces de superar el desafío propuesto por esta organización, la que ya lleva ha impartido inmensas carreras como el “DUE Patagonia” o “el Punta Arenas Cerro Arriba”; eventos marcados en el calendario nacional del MTB.

A pedalear se ha dicho

El día se prepara para nacer, y al mismo tiempo se alistan los corredores para enfrentar tempestades entre cerros y llanos y vientos de hasta 100k/h. Entonces se larga el prólogo para sentir la libertad, sin embargo, solo en estos cortos kilómetros se crea la primera brecha de tiempo entre cada uno de los participantes. Se trata de una etapa corta, simple y por lo supuesto, rápida, donde cada uno debe batallar contra un viento que no da tregua en ningún instante, y que derrota a todos, dejándolos maltrechos para enfrentar la siguiente jornada, que para más maltrato, es uno de los días mas largos en kilometraje.

Para sentenciar el día nos espera la charla técnica más una tallarinata que une a todos, tanto a corredores como organizadores y colaboradores,  en una base de amistad y camaradería, donde nos permitimos compartir holgadamente risas y comentarios sobre lo duro que golpeó el viento. Se ven caras de miedo y asombro, saltan comentarios sencillos y bromas esporádicas al ver las rutas y días restantes.

Destinados a seguir con esta lucha se inicia la segunda donde el desafío es atravesar oscuros bosques cuyas raíces impiden el avance, mientras el día avanza con un poco de lluvia suave, más nieve y granizo.

Es una larga jornada, donde unas cuantas ráfagas mueven a los árboles que ocultan trabadas curvas y caminos similares por todas partes, haciendo de esta carrera una suerte de ruleta rusa y un desafío para la concentración.

A goteras llegan los corredores a meta, sudados, enojados y agotados por la ruta tan trabada y tan larga del día, sumado al clima que les hacía abrigarse y luego quitarse todo de un momento a otro, casi de forma antojadiza.

A la noche se analiza el día, y entre corredores dañados y desgastados, se ven caras felices entre organizadores y algunos corredores que saben que esta competencia seguirá creciendo el próximo año.

Gran apuesta se espera para el próximo año, pero aún queda un día de carrera, día corto entre comillas ya que para los bien preparados será rápido, para algunos será lento y para aquellos que sufrieron antes, en esta última etapa sudarán hasta los suspiros.

Así finaliza la última largada del TAR, con un sol radiante que calienta de a poco y tímidamente se levanta por los cielos, seguido por unas nubes amenazantes y un frío que se acerca. Y ya está todo dicho. Solo falta el último esfuerzo, que entre paso y paso, va creciendo para posicionarse como una de las más técnicas que existen,.

Finalmente, todo se encausa a que una próxima edición traerá sorpresas gigantes, con corredores de carácter internacional, rutas más duras y complejas, y un nivel que a nadie le será indiferente.

¿Te gustó este artículo? ¡compártelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *